Pedaleamos pero no siempre sabemos hacia dónde

Han pasado algunos días desde que me “desvincularon” de la Gran O. Inicialmente, en el mismo momento en que recibí la noticia, me quedé perplejo.

Pensé en qué haría ahora, cómo pagaría por ciertos gustos adquiridos y aumentados, cómo mantendría a mis hijos, cómo pagaría por la mudanza, cómo afrontaría el pago de la recién comprada Scooter, etc.

Al igual que muchas cosas que nos suceden en la vida, nos enfrentamos constantemente a imprevistos e inquietudes, y siempre nos preguntamos la típica “por qué sucede esto?”.

No sé por qué insisto en preguntarme eso cuando es evidente que la respuesta jamás la sabré en ese momento, sino que con el tiempo, más temprano que tarde; todo encajará, y toda la lógica se hace presente.

En vez de preguntarme “por qué viene esto?”, hoy prefiero preguntarme “y ahora qué viene?.

La respuesta a eso último la considero más relevante pues me obliga a pensar en “cómo estoy hoy” y “qué hice ayer”. Recién entonces podré percatarme hacia dónde estoy llevando mi vida.

Estoy seguro que muy pronto sabre qué haré y cómo.

Advertisements
Published in: on September 23, 2008 at 7:33 pm  Leave a Comment  
Tags: